domingo, 27 de enero de 2013

Antes de despertar -Kathryn Smith-


Puedes llamarlo un trabajo de ensueño... 

Y de alguna manera, tendrías razón. De hecho me pagan por estudiar los sueños de la gente. Es mucho más fácil que mis empleados en el Centro del Sueño sospechen; después de todo, yo, Dawn, soy la hija del rey del mundo de los sueños, y puedo vagar por los sueños de los demás, luchando contra las pesadillas que los acechan. 

Yo lo llamaría una pesadilla... 

Honestamente, no me vendría mal una buena noche de sueño. Pero desde que conocí a Noah Clarke, estoy aún más dividida entre los dos mundos: inteligente, sexy y capaz de controlar sus propios sueños, Noah podría ser el hombre perfecto para mí, excepto porque ha sido acechado en sus sueños por un mal sobrenatural, empeñado en destruirle... y también al mundo entero.


Este libro fue  una recomendación de mi querida Cris Lightwood, a la cual ya conoceréis la mayoría, y como hasta ahora coincido en opinión con ella en todo lo que me ha recomendado ¿cómo no iba a leer este libro?
Ya había leído a esta autora hace unos años, y la verdad es que me gustó bastante (además de que el suyo fue el primer libro de romántica que leí) así que sabía que Antes de despertar me gustaría. Pero no imaginaba hasta qué punto me acabaría enganchando.
Escrita en primera persona, desde el punto de vista de Dawn, la historia nos cuenta como nuestra protagonista descubre a través de uno de sus pacientes, Noah, que el mundo de los sueños se está volviendo cada vez más peligroso. Con la misión de salvar a Noah y a sí misma, Dawn se embarca en la aventura de aprender a ser lo que es en realidad, una Pesadilla.
Kathryn ha creado un mundo impresionante, matizando cada uno de esos detalles que podrían hacer demasiado surrealista la historia. A pesar de que es totalmente ficticio, el mundo de los sueños parece más real que nunca, con Morfeo al mando de todo.
Respecto a los personajes, no puedo decir menos que son geniales, desde nuestros protagonistas hasta aquellos que a pesar de su escasa aparición son imprescindibles para que el contenido sea perfecto.
Dawn es una mujer luchadora, con un buen puesto de trabajo en una clínica, donde estudia los sueños de las personas y tiene a un típico jefe estúpido, aferrada a sus creencias y con una gran carga sobre sus espaldas.
Noah es un sexy paciente de Dawn, tan perfecto que ojalá fuese de verdad, orgulloso, altivo y confuso en medio de dos mundos sin conocer muy bien ninguno. Me ha encantado ver en él ese estúpido orgullo masculino que le impide dejarse proteger por Dawn. Como la vida misma, vaya.
Lo que más me ha gustado ha sido como la autora ha cuidado de cada uno de los detalles, como te hace reflexionar como cosas cotidianas y cambia esa visión que tenemos de la realidad por una distinta, aunque solo sea por un momento.
Si he de poner alguna cosilla que  he odiado no me ha gustado ha sido que Dawn de los detalles de las marcas que usa. A mí esos momentos de publicidad barata no me gustan un pelo (como ese momento en el que en un capítulo de El Barco, Mario Casas llevaba una camiseta de Fuga de cerebros ¬¬)
Pero por lo demás, la novela ha superado mis expectativas. Con un ritmo trepidante, algún que otro revés y un estilo arrebatador, el primer libro de Pesadillas en Nueva York me ha cautivado. Me muero por leer la siguiente parte.




3 comentarios:

  1. Nunca antes habia oido hablar de este libro, pero, la verdad es que, leyendo la sinopsis me parece de lo mas interesante. A ver si lo encuentro por alli y me hago con el :)
    Un beso enorme!

    ResponderEliminar
  2. Hola guapa!!

    Así de primeras reconozco que no me llama mucho la atención (Yo y mi superficialidad xD) pero después de leer tu reseña me ha picado el gusanillo, parece muy original. Me lo apunto =)

    Muy buena reseña!!

    Muchos besitos!! =)

    ResponderEliminar
  3. Me gusto...pero mas q romantico lo catalogaria de urban famtasy..no crees?

    Te sigo q te vi por fb....Nos vemos comentandonos?

    Un bs

    ResponderEliminar

¡Hola! ¿Sabías que mi blog se alimenta de tus comentarios? ¡Hazme un poco más feliz dejándome tu opinión! Pero recuerda, siempre desde el respeto y sin SPAM.